Declaración de YPJ Internacional en el día contra la violencia hacia las mujeres e identidades no hegemónicas.

¡Ahora es el momento!

Hoy, 25 de noviembre, una vez más, mujeres e identidades no hegemónicas de todo el mundo toman las calles representando, con sus diferentes colores y cuerpos, el final de una historia patriarcal que ya es demasiado larga.

¡El momento es ahora! No estamos únicamente demandando el final inmediato de la guerra global contra las mujeres, sino que estamos preparadas para atacar el corazón del sistema, creando una nueva vida libre.

Desde hace miles de años hemos sido educadas para estar calladas, se nos ha enseñado que la única violencia legítima es la que viene del Estado patriarcal en todas sus diferentes formas: cuerpos policiales, ejército, fronteras, prisiones, familia, iglesia, hospitales y psiquiátricos, trabajo, escuelas, etc. Para nosotras está claro que un poder que usa la violencia para oprimir y reprimir al pueblo nunca puede ser legitimado.

Reconocemos también haber estado socializadas dentro de un sistema de opresión patriarcal, que todavía persiste dentro de nosotras y nuestras comunidades, y que no seremos libres hasta derrotar y erradicar esta mentalidad.

Creemos que ha llegado el momento de destruir este monopolio una vez por todas y retomar lo que siempre nos perteneció: la autodefensa.

Todas las oprimidas llevamos con nosotras una fuerza ancestral lista para salir fuera en defensa de nuestros valores, nuestras tierras y nuestra libertad.

Como internacionalistas, en memoria de todas las mujeres que lucharon, nuestras abuelas partisanas, nuestras hermanas luchadoras, y para todas aquéllas que lucharán en el futuro, tomamos la decisión de unirnos a las Unidades de Defensa de la Mujer – YPJ (Yekineyen Parastina Jin) de la Revolución en Rojava. Decidimos esto reconociendo la importancia de tomar responsabilidad para defendernos de nuestros opresores. Tenemos que defendernos a nosotras mismas porque nadie más puede hacerlo por nosotras.

Autodefensa significa luchar por nuestras ideas y actuar contra el poder y su violencia, para proteger lo que es valioso y esencial: nuestra unidad. Esta lucha pertenece a todo ser vivo, a los humanos, al resto de animales, incluso a las plantas, como las rosas que fabrican sus espinas para defenderse, o los árboles que se reproducen y crecen cercanos unos a otros, protegiéndose y creando bosques.

A lo largo de la historia, a través del miedo, el control social y la sistematización de la violencia, nuestros opresores han intentado convencernos para delegarles nuestra defensa. Nos representan como víctimas o seres débiles, destrozando nuestras posibilidades de solidaridad y lucha. Pero ¿cómo puede defendernos nuestro propio enemigo?

Cuando nos rebelamos nos llaman brujas, locas o histéricas. En la sociedad moderna, los Estados ofrecen a las mujeres la posibilidad de formar parte de sus ejércitos nacionales, presentando esto como un éxito en pro de la igualdad de géneros. Pero nosotras nunca seremos soldados. Nosotras queremos ser mujeres libres en un mundo libre, y esto es una gran diferencia.

En YPJ, autodefensa significa mucho más que la sola práctica militar. YPJ considera a cada una de nosotras como un todo: cuerpo, mente y espíritu en constante proceso colectivo de desarrollo y crecimiento. Adentrándonos en la educación ideológica, llegamos a entender a un nivel profundo lo que estamos defendiendo y, lo mas importante, a vivir y a crecer juntas. Hemos entendido que las relaciones que creamos y la vida en colectividad que estamos construyendo son mas fuertes y necesarias que las armas. La modernidad capitalista intenta dividirnos, pero en YPJ estamos construyendo una autodefensa basada en el apoyo mutuo y la solidaridad.

Estructuras autónomas de mujeres, como YPJ, son el espacio donde podemos encontrarnos a nosotras mismas fuera del sistema capitalista y de su mentalidad, encontrando la fuerza para dar un paso adelante para alcanzar ese nuevo mundo que llevamos en nuestros corazones.

Continuamos nuestra lucha con la memoria de nuestras şehids: şehid Abesta Xabur, şehid Helin Qaracox, şehid Ivana Hoffman o şehid Legerin Ciya ¡y todas esas mujeres que lucharon con valentía, y dieron su vida por nuestro futuro libre!

¡Jin, Jiyan, Azadi!

Academia YPJ- Internacional Şehid Ivana Hoffman

Rojava, 25 de noviembre 2018

Anuncios